Industria del calzado: Desafíos de la cadena de importación para 2023

7 minutos para leer

De acuerdo con un reporte de la Organización Mundial de Comercio (OMC), para 2023 el comercio mundial de mercancías crecerá apenas un 1%, lo que representa una caída brusca de 3,4%, esto debido a la recesión y a las condiciones inflacionarias en el mundo, entre otros factores. La industria de calzado en Perú es uno de los sectores que resentirá esta situación, así como otras industrias en América Latina.

En entrevista con ADUAEASY, Marco Espejo González —especialista en logística en áreas de manejo de inventarios, consumo masivo y retail; y actualmente jefe de Operaciones de Footloose, comercializador de calzado de origen peruano— nos explica las estrategias que han diseñado para abastecer la cadena de importación en una empresa de calzado en un entorno de incrementos de fletes marítimos, crisis política en Perú y los efectos de la postpandemia; además, brinda recomendaciones para hacer una mejor planeación de la demanda.

>> ¡Descubre la guía práctica para inscribirse al sector 10 relacionado al  calzado!  <<

Impacto de la recesión mundial y el ambiente político

Ante la predicción del Fondo Monetario Internacional (FMI) de una posible recesión mundial en 2023, las cadenas de importación de América Latina se verían afectadas en el abastecimiento de mercancías y en el incremento de las mismas, sobre todo aquellas que son de primera necesidad.

Marco Espejo considera que la industria de calzado en Perú, pese a que no es una actividad primaria, se verá impactada por la recesión acortando la demanda, pero también se verá afectada por problemas internos como la crisis alimentaria que enfrenta este país sudamericano en la siembra de alimentos como la papa y el arroz, la cual el próximo año posiblemente no garantice la demanda total.

“En la industria de calzado, la pandemia permitió incrementar de manera insospechada la demanda de calzado en especial el de tipo deportivo, los estilos de vida cambiaron y eso volcó su demanda, sin embargo, con la crisis alimentaria, al haber poca oferta de estos alimentos probablemente los mercados se vuelquen hacia la importación y haya un incremento de precios. Se cree que haya una inflación y se preste poca atención a lo que no es primera necesidad como es el calzado, por lo que se contraería la demanda”, explica Espejo González.

Por otra parte, la crisis política que vive actualmente Perú con la reciente caída del ex presidente Pedro Castillo, su fallido intento de golpe de Estado y el hecho de que ese país haya tenido 6 presidentes en un periodo de seis años, quizá no impacten de manera importante a la economía de ese país. Sin embargo, a los ojos del mundo se percibe como una economía poca atractiva para la inversión, incluso la Cumbre de la Alianza del Pacífico, que estaba programada en ese país para el 14 de diciembre de este año, tuvo que ser cancelada por estas cuestiones políticas.

“Se preveía que podría haber un impacto económico, pero no, porque el 70% de la economía en Perú es informal, la crisis impacta inicialmente a la economía formal y en un periodo de inestabilidad política, lo que hace es que lo informal sostenga a la economía”, asegura Marco Espejo.

Incremento de los fletes marítimos

En donde sí se prevé un impacto es en los costos de los fletes marítimos. A decir de Marco Espejo —docente por más de 10 años y autor del libro “Gestión de inventarios”— los precios por flete de un contenedor de 40 pies se han incrementado hasta los 20 mil dólares desde China al puerto del Callao, en Perú; en algún momento bajó a 17 mil dólares, pero se estima que pueda superar los 20 mil dólares.

“El incremento en el flete no golpea tanto en el margen, la industria maneja un margen bastante saludable que puede llegar a niveles de 70%. Lo que sí ha llevado es al incremento en los precios del calzado en 2022, algo que no ocurría, pues hasta el 2021 los precios se mantenían, no solo en nuestro caso, sino en marcas terceras, no obstante, comenzaron a subir por los incrementos de la demanda. Tampoco se ha contraído la demanda… habrá que ver cuánto se puede sostener el incremento en el precio”, apunta.

>> ¡Descubre la guía práctica para inscribirse al sector 10 relacionado al  calzado!  <<

¿Qué sucede con China, su principal proveedor de calzado?

Como se comentó en el artículo "El rol de la logística en la cadena de importación", la industria textil de calzado en Perú no está desarrollada en cuanto a tecnología comparada con la china. Debido a eso, se ha valorado la necesidad de regionalizarla con parques industriales de calzado, pero no se ha logrado y este sector no puede dejar de depender de China.

“Seguimos dependiendo de China, de las acciones preventivas y correctivas del manejo sanitario que realice, y el impacto de la cadena de suministros será a partir de las decisiones que tome. Esto nos puede llevar a incrementar los niveles de cobertura de inventarios para evitar un mayor impacto. Ni Brasil ni Perú, ni ningún otro país de la región, pueden competir en el desarrollo de calzado como China, y en el corto plazo no podemos igualarlos como región”, destaca Marco Espejo.

Recomendaciones para la planeación de la demanda

Antes de hacer una planeación de la demanda para 2023 en Footloose, Marco Espejo señala que toman como referencia valores de demanda de 2019 y 2022, considerando dos escenarios: uno optimista de crecimiento; y otro conservador, en el que se mantenga la demanda muy similar a la de 2022.

A la hora de realizar su pronóstico, la empresa se apoya en un nuevo software para el manejo estadístico a fin de ir mapeando las modificaciones y que les permita controlar y corregir la demanda.

Para hacer una buena planeación, el experto recomienda:

  1. Valorar todos los impactos ajenos a la empresa y a la industria como son los de tipo político y económico, decodificarlos e incluirlos en el proceso de planeación.
  2. Prever que no habrá un crecimiento sostenido ante un escenario de crisis alimentaria, económica o crisis política, por lo que se debe mapear de cuánto va a ser el crecimiento el próximo año y entender cuál puede ser el escenario.
  3. Definir cómo se va a seguir trabajando en el abastecimiento con China, su principal proveedor. Ya que desarrollar proveedores locales en un periodo corto para el abastecimiento no es factible, pues es un proyecto de largo plazo de 3 a 5 años, e involucra conocimiento, tecnología y mano de obra.
  4. Entender (todas las industrias deberían de hacerlo) cuáles son los factores que influyen en su cadena, ya que es una lección que dejó la pandemia, de prever y valorar todas las condiciones en el corto y largo plazo.

>> ¡Descubre la guía práctica para inscribirse al sector 10 relacionado al  calzado!  <<

Finalmente, Marco Espejo considera que en materia logística Perú debe apostar por retomar el cabotaje —el manejo de carga con barcos en puertos de este país—, el cual se realizó desde el puerto del Callao en 2017 ante la imposibilidad de hacer una conexión vía carretera, y actualmente se ha dejado de lado. Por lo que asegura que desahogaría la demanda de transporte ante la falta del desarrollo de infraestructura ferroviaria, carretera y aérea, e impulsaría la industria de calzado.

Agenda una llamada

Escrito por

Con más de siete años de experiencia, soy un Líder Comercial y Project Leader apasionado por guiar a individuos hacia la creación de exitosas experiencias de importación.

Con más de siete años de experiencia, soy un Líder Comercial y Project Leader apasionado por guiar ...

Obtenga el mejor contenido de marketing de la semana